//Cómo evitar contagiarse en el supermercado

Cómo evitar contagiarse en el supermercado

Qué conviene comprar y cómo lavarlo

Especialistas en seguridad alimentaria recomiendan «comprar lo necesario y no a lo loco». Las precauciones que se deberían tomar en un supermercado y en los comercios más chicos. El lavado de los alimentos.

La experta española en seguridad alimentaria Gemma del Caño dio varios consejos para poder mantener los alimentos frescos y evitar contagios a la hora de comprar.
«Vienen días duros, es indudable; debemos ser responsables y evitar salir de casa excepto para motivos imprescindibles. Y comer es imprescindible. ¿Cómo afecta la Covid-19 a nuestra compra? ¿Podemos hacerla igual que antes? ¿Qué precauciones deberíamos tener en el supermercado?«, se preguntó la experta en una publicación.

Sin reporte de contagios

«Es importante remarcar que estamos hablando de un virus respiratorio y no estomacal. Es decir, el riesgo está en el contacto con alimentos de personas contagiadas y éstos de nuevo con personas sanas. Una transmisión por contacto y no por ingesta: de hecho, la EFSA ha indicado que a día de hoy no tiene notificaciones sobre contagios debidos a alimentos», aclaro como primera medida.

La experta también aclaró un punto clave respecto a la oferta y el acceso a alimentos. «El suministro de alimentos está garantizado siempre que sigamos comprando como veníamos haciendo hasta ahora (o sea: de la manera habitual). Si nos llevamos más de lo necesario a lo loco, aumentaremos el desperdicio alimentario y sí podemos tener problemas de reposición. Como no va a faltar comida, compra normal».

¿Cómo conviene cocinar ahora?

«Debemos hacer la compra en el menor tiempo posible y saber previamente para cuánto tiempo vamos a llevar comida. Para ello, hay que elaborar un menú: haz una lista de la compra y llévate solo lo necesario. Sigue este método también cuando pase el coronavirus, ahorrarás dinero, tiempo y no comprarás por impulso, productos insanos. Aprovechemos las cosas buenas que nos deja este lío», aclaro.

«En segundo lugar, tenemos que decidir en qué momento vamos a la compra, por supuesto, ir solos, salvo que acompañemos a una persona dependiente», dijo la especialista y explicó que lo que más conviene es ir un día y horario donde haya la menor cantidad de gente posible.

No salir de la casa

«Antes de salir de casa, hazte estas preguntas: ¿Tienes tos? ¿Algún síntoma? No pienses solo en Covid-19: ¿te encuentras mal? ¿Diarrea? No salgas: la primera barrera para evitar contagios es que la gente que está contagiada no salga de casa para nada«, explicó.

Para evitar la propagación, la experta recomienda también usar bolsas propias debidamente higenizadas en lugar de las que provee el supermercado. «¿Es necesario usar guantes y mascarilla? Como nadie enfermo ha ido a comprar, no es necesario el uso de mascarilla», se pregunto. Eso sí, debes ser responsable y:

-Mantener la distancia de seguridad
-No hablar encima de los alimentos
-No tocar los alimentos sin guantes
-Damos por hecho que no tienes tos, pero si la tienes, tose al antebrazo y lejos de los alimentos
-No tocarte la cara desde que entras hasta que llegues a casa. (Esto es dificilísimo, lo sé, pero es importante, seamos conscientes de nuestros actos)
-Utilizar guantes de usar y tirar para elegir fruta y verdura, como hasta ahora venías haciendo, ¿verdad?

Utilizar la bolsa

«Estarás pensando: ¡si para rasgarlo tengo que tocar el guante posterior! Lo sé, lo tenemos en cuenta, el guante está doblado de tal manera que no tocarás zonas críticas que luego estén en contacto con alimentos. Nada de chupar el dedo para abrir la bolsa o el guante. Tómate tu tiempo y ábrelo con paciencia», desarrolló.

«En el caso de ser una tienda pequeña: necesitamos la responsabilidad de los dueños y que no abran en caso de tos u otros síntomas. Lavado de manos constante, después de manipular alimentos y después de tocar dinero. El gel hidroalcohólico está bien pero no para evitar el lavado de manos«, dijo sobre las compras en lugares pequeños o comercios de barrio.
«No sirve de nada el uso de guantes si tocan el alimento desnudo con ellos: lo mejor es utilizar la bolsa en la que se lo van a llevar para tocar el producto. Todos los alimentos deberían estar cubiertos y en ningún caso expuestos a los clientes: es complicado, pero es lo que toca», agregó.

¿Qué podemos comprar?

Como vamos a poder ir cuando lo necesitemos, podemos hacer la compra habitual. «Si quieres ir menos, no tienes que evitar los frescos, solo elegir los que aguantan más, como naranjas, manzanas, peras, tomates, zanahorias, calabaza, puerros o calabacín (cuando las cosas se ponen chungas, agradecemos las ceras comestibles que se usan para proteger los alimentos y que así duren más ¿eh?)», expreso.

«Si te apetecen otros alimentos que duran menos como acelgas, espinacas, consúmelos los primeros utiliza las conservas o las bolsas de congelado», explico. «Ni te preocupes: son igual de nutritivas. No te pongas la excusa de cuarentena para comer mal, a ver si por 15 días vas a pagarlo después tres meses«, dijo.

Tomar distancia

Respecto al momento de pago, la experta explico que «en la cola debes mantener el metro y medio de distancia, ya lo sabes, pero con el personal de caja también». La especialista no recomienda el uso de dinero papel ya que es un fuerte vector de transmisiones. «Es mejor aún si tienes la posibilidad de pagar con el móvil«, dijo.

La especialista continúa su explicación. «Metemos nuestros alimentos de nuevo en nuestra bolsa y seguimos sin tocarnos la cara. Le damos las gracias, y ánimos, al personal del supermercado y vamos pitando a casa. Nunca habíamos respetado tanto la cadena de frío como ahora».

Qué hacer con los alimentos

Una vez en casa, se recomienda lavar las manos, secar el alimento y dejarlo sobre una superficie limpia y desinfectada. «Con agua y lejía es suficiente. Esas bolsas irán a la lavadora, 60 grados, como siempre. Ya lo hacías ¿verdad? Es importante para evitar la multiplicación de bacterias como la Listeria», agrego. «Si vas a congelar alimentos, hazlo de la forma más plana posible y hazlo ahora, cuando la carga de bacterias es pequeña, no el día antes de que se estropee. Congelando en plano tenemos más sitio en el congelador y favorecemos que se congele, y descongele, antes y de forma más uniforme», finalizó.

¿Cómo se lavan frutas y verduras?

«Bajo un chorro de agua, como antes, si te quedas más tranquilo y quieres poner líquido desinfectante alimentario, vale, pero recuerda que debes lavarlo de nuevo después para eliminar restos. La última barrera de seguridad será el correcto cocinado, esto vale para cualquier microorganismo«, explico.

«La mitad de estos consejos son los habituales en materia de seguridad alimentaria y buenas prácticas de manipulación. Si esto sirve para concienciarnos de que la seguridad empieza en la industria, pero acaba en nuestra casa bajo nuestra responsabilidad, habremos ganado mucho», concluyó. Fuente: El Once