Tras el temporal

Luego de las tormentas de este miércoles a la madrugada, las condiciones estables predominarán a mediano plazo. Anticipan que será notorio el enfriamiento nocturno y que el sur entrerriano las mínimas podrían llegar a seis grados.

Luego del pasaje de la línea de tormentas, la temperatura bajó notoriamente en Paraná. A las 10 se registraban tan solo 16 grados, aunque se prevé que haya un leve ascenso, producto de una jornada soleada y que la máxima alcance los 21 grados durante la tarde.

De esta forma, “la calma meteorológica regresa a la región luego de dos eventos de mal tiempo consecutivos separados por una breve mejora temporaria”, ratificó el meteorólogo Christian Garavaglia.

Al respecto, adelantó que “condiciones estables predominarán a mediano plazo, sin previsión por varios días de precipitaciones, y con temperaturas más frías a frescas”.

En tal sentido, durante las horas de ausencia de sol, el tiempo de fresco a frío se hará sentir en Entre Ríos. Para este jueves se esperan mínimas que rondarían los 9 y 10 grados, mientras que por las tardes ya no llegarían a los 20.

El enfriamiento nocturno se haría incluso más notorio hacia el fin de semana, sobre todo en el sur provincial, con registros que podrían descender hasta los seis grados. El domingo se registraría una leve suba de los registros térmicos, aunque el lunes volverían a bajar.

Pronósticos para Entre Ríos