Vuelven a avanzar

Tropas aerotransportadas rusas aterrizaron en la madrugada de hoy en Jarkov, la segunda ciudad de Ucrania. Los bombardeos en el lugar habían dejado ayer 18 muertos.

Tropas rusas aterrizaron en la madrugada de hoy en Járkov, la segunda ciudad de Ucrania, según el Ejército ucraniano, que dijo que se enfrentaron a las fuerzas locales.

«Tropas aerotransportadas rusas aterrizaron en Járkov y atacaron un hospital» local, dijo el Ejército ucraniano en un comunicado. «Hay un combate en marcha entre los invasores y los ucranianos», añadió.

La ciudad, de 1,4 millones de habitantes, con una gran población rusoparlante, es asediada desde hace días por las fuerzas rusas.

Al menos 18 personas murieron y 26 resultaron heridas la víspera por un ataque aéreo en una zona residencial de Jarkov, informó en Facebook el servicio de situaciones de emergencia ucraniano, que publicó fotos de sus miembros interviniendo en el edificio dañado.

Desde temprano, proyectiles impactaron los edificios gubernamentales ubicados en la plaza principal de esta ciudad, denunció el gobernador regional, Oleg Sinegubov, que calificó el ataque como «criminal».

El ministro de Defensa ruso, Serguei Shoigu, anunció el martes que su país continuará con la ofensiva en Ucrania «hasta lograr los objetivos».

«Lo esencial para nosotros es proteger a la Federación de Rusia de la amenaza bélica que van creando los países de Occidente, empeñados en usar al pueblo ucraniano en la lucha contra nuestro país», dijo, citado por la agencia de noticias Sputnik.

«Quiero subrayar que los ataques van dirigidos únicamente contra instalaciones militares y se llevan a cabo exclusivamente con armas de alta precisión», agregó, pese a que la Oficina de Derechos Humanos de la ONU tiene registrados al menos 102 civiles muertos y 304 heridos desde que empezó la guerra, una cifra mucho menor que la difundida por las autoridades ucranianas (352 civiles muertos).

El ministro negó que las fuerzas rusas apunten contra infraestructuras civiles o residenciales y aseguró que las fuerzas ucranianas las utilizan como escudo para protegerse de los ataques de Moscú. Fuente: El Once