//Vecinos salvaron a un caballo desnutrido que fue golpeado por sus dueños

Vecinos salvaron a un caballo desnutrido que fue golpeado por sus dueños

El caballo era usado para tirar de un carro, pero se desvaneció y no pudo seguir. Gracias a un grupo de vecinos, una fundación pudo rescatarlo.

El caballo fue asistido en primer momento por un grupo de vecinos.

El maltrato animal es una costumbre que algunas personas siguen practicando, especialmente con los caballos.

Muchos caballos siguen siendo utilizados para tirar de carros. Esta vez el terrible hecho de maltrato animal ocurrió en la ciudad de Córdoba.

El caballo estaba tirando de un carro al momento en que se desvaneció y no pudo continuar.

La tortura de este pobre animal no terminó ahí, ya que sus dueños comenzaron a golpearlo para que volviera a levantarse.

Un grupo de vecinos acudieron para frenar a los violentos que golpeaban al caballo, que estaba totalmente desnutrido.

Los agresores son aparentemente menores de edad y antes de que llegara la policía escaparon. Entre todos los vecinos lograron reanima al caballo dándole agua y alimento.

El caballo fue encontrado desnutrido y muy lastimado.
El caballo fue encontrado desnutrido y muy lastimado.

La Fundación Sin Estribo fue la que intervino y se comprometió a ayudar al maltratado animal en su recuperación.

“Los vecinos llamaron a la Policía y lograron que no se lo llevaran (al caballo). Lo voy a llevar a mi casa. Es un potro que debe tener unos 6 años”, indicó la presidente de la ONG, Andrea Heredia de Olazábal en diálogo con Radio Mitre Córdoba.

La mujer sentenció que “el Estado tiene que prohibir la tracción a sangre”.

El caballo ahora está al cuidado de una fundación.
El caballo ahora está al cuidado de una fundación.

También pidió que todos los ciudadanos que sean testigos de este tipo de maltrato hacia los caballos llame a la policía, y destacó:

“La Justicia siempre nos termina llamando porque el Poder Judicial no tiene dónde poner a los animales. Y los tratamientos los bancamos con nuestro dinero, el Estado no nos da un peso.”